6 Gastos hormiga que debes evitar

Ahorrar no es un hábito que se tenga muy presente en el día a día, ciertamente es algo que se debe inculcar y practicar todos los días para lograrlo. Y aunque un pequeño porcentaje de población logra tener una disciplina al momento de ahorrar, esto no significa que sea una tarea complicada. Básicamente se trata de desarrollar un hábito en donde te cuestiones antes de tomar ciertas decisiones con tus finanzas, especialmente al momento de desembolsar. Ten en cuenta que todo ese dinero que no gastes en los siguientes puntos que te menciono, es dinero que podrás meter en una cuenta de ahorro, ya sea para poder invertirlo o para comprar algo que realmente necesites. Es por esta razón que a continuación te comparto 6 Gastos hormiga que debes evitar.

1. Transporte rápido/inmediato

El uso del transporte público es una de las mejores opciones para ahorrar unos cuantos pesos al final de la quincena, pero se puede volver un factor que puede jugar totalmente en contra si es que, por las prisas o la mala administración del tiempo se tiene que hacer uso de transportes inmediatos como lo son los taxis, o las nuevas plataformas que se han hecho presentes en los últimos años. Tener que desembolsar dinero para no contemplado para el uso de este tipo de transporte, lo único que ocasionará es que tus bolsillos se vean afectados en poco tiempo, es por eso que lo recomendable es administrar de mejor manera tu tiempo para poder hacer uso de los transportes de menor costo.

2. Café preparado para llevar

Decidir pagar por un café de cualquier cafetería no es malo, lo malo es tener la costumbre de hacerlo a diario, si lo que estás buscando es salvar un poco de dinero al final de mes lo recomendables es que prepares el café en tu casa y que lo lleves contigo en un termo, de esta manera no sólo lograrás ahorrar una parte importante de tus ingresos, sino que, al hacer uso de un termo reutilizable también estarás apoyando al medio ambiente pues no volverás a usar vasos desechables.

3. Comidas fuera de casa

Un gran porcentaje de las personas que laboran a tiempo completo deciden comer en restaurantes y fondas que se encuentran cerca de sus lugares de trabajo, ciertamente en ocasiones esto es necesario, pero lo recomendable es tomar la iniciativa de preparar los alimentos desde una noche anterior en casa y ponerlos en recipientes para poder transportarlos contigo, de esta manera notarás al cabo de unas semanas que es más rentable comprar los insumos en los mercados o súper mercados y elaborarlos tú mismo, que estar adquiriéndolos ya preparados. Otra gran ventaja de esta alternativa es que podrás decidir cómo preparar tus alimentos, ya sea que estés buscando una dieta más saludable o quizá tengas gustos específicos que puedas aprovechar para dar sabor a tus guisos.

4. Compras compulsivas

Uno de los puntos esenciales para lograr el ahorro es, evitar compras de artículos que no necesitas. En la mayoría de las veces el gasto se hace en cosas que logran atraerte en el momento, pero después de un tiempo pasa la euforia y entonces te das cuenta que fue un gasto innecesario. Existe una famosa frase que dice “Si piensas comprarte algo, piensa ¿Qué pasaría si no lo compro? Si la respuesta es nada, entonces no lo compres”. Es necesario que lleves una lista con todos los gastos que realices, no importa si son pequeños, de esta manera sabrás en estás derrochando parte de tus ingresos, si al final de la quincena sumas todos esos gastos, notarás que alcanzan una cantidad considerable.

5. Servicios innecesarios

Si hablamos de recortar los gastos, sobre todo esos pequeños que se pasan sin ser siquiera casi percibidos, es necesario eliminar aquellos servicios que no están siendo aprovechados, por ejemplo, si eres de las personas que casi no ven TV, entonces es innecesario que estés pagando alguna suscripción de TV por cable o satelital, o quizá tu caso sea uno en donde estás pagando una mensualidad de algún tipo servicio de streaming, ya sea para escuchar música o para ver películas y series, pero no le estás sacando el máximo provecho para que ese gasto valga la pena, entonces, para esto debes tomar muy seriamente la decisión de suspender esas membresías. Esto no necesariamente significa que ya no podrás disfrutar de estos servicios, para ello puedes revisar algunas suscripciones familiares o compartidas en donde aproveches el servicio  en su totalidad y lo más importante, estarás ahorrando una buena cantidad mensualmente.

6. Compra de snacks

Si al final de la semana haces la suma de cuanto puedes llegar a gastar en antojos o snacks cada vez que se te antojan, te darás cuenta que son cantidades lo suficientemente grandes como para replantearse si seguir con ese modo de vida o cambiarlo, ciertamente no es necesario que dejes los snacks de lado, pues en muchas ocasiones estas reponen algunas de las energías que se necesitan para seguir trabajando. Una buena opción es recurrir a los snacks caseros, preparados por ti mismo, la primera ventaja que tienen estos es que pueden ser más saludables y la segunda es que te ahorraran una buena cantidad de dinero en el mediano tiempo.

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s